0

Queso fresco marinado con rosa de salmón

Queso fresco marinado acompañado de rosa de salmón curado con brotes y hierbas aromáticas.

¡Hola gamberros! Ahora que el tiempo nos da tregua apetece, nuevamente, preparar platos fríos de esos que nos recuerdan al verano. Hoy os propongo un queso fresco marinado acompañado de salmón curado. Como es un plato que se sirve frío se puede tener preparado de antemano. Es muy sencillo de elaborar y está súper rico.

Queso fresco marinado con rosa de salmón

Queso fresco marinado acompañado de rosa de salmón curado con brotes y hierbas aromáticas.

Ingredientes para 4 personas:

Para el salmón curado:

  • 1 lomo de salmón
  • 500 g de sal marina
  • 500 g de azúcar
  • La cáscara de 1 limón (Opcional)
  • Eneldo freso (Opcional)
  • Pimienta

Para el queso fresco marinado:

  • 4 quesos frescos individuales
  • 2 limas
  • Salsa de soja
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Cebollino
  • Hierbabuena
  • Pimienta negra
  • Copos de chile

Para el montaje:

  • Quesos frescos marinados
  • Salmón curado
  • Rúcula
  • Germinados
  • Alcaparras
  • Hierbabuena
  • Cebollino
  • Sal
  • Pimienta
  • AOVE (Aceite de oliva virgen extra)

Modo de elaboración del salmón curado:

Vamos a comenzar mezclando el azúcar y la sal. Lo reservamos. Limpiamos muy bien el lomo de salmón. Le quitamos las espinas que pueda tener con ayuda de unas pinzas. Ponemos en una fuente la mitad de la mezcla de sal y azúcar. Ponemos encima el salmón con la piel hacia abajo. Cubrimos el salmón con la pimienta, la cáscara de limón rallada y el eneldo bien picado y tapamos todo con la otra mitad de la mezcla de sal y azúcar. Lo metemos en el frigorífico durante 12-15 horas. Observaréis que la fuente se llena de líquido. Ésta es la señal de que el salmón se ha curado. Una vez haya transcurrido el tiempo oportuno, se saca el salmón y se lava bien para que no le queden restos de sal o azúcar. Lo reservamos.

Modo de elaboración de los quesos frescos marinados

Comenzaremos haciendo la marinada del queso fresco. Ponemos en una fuente el zumo y la ralladura de dos limas. Le incorporamos un toque de soja para salar la mezcla. Incorporamos una cantidad generosa de pimienta negra y el cebollino y la hierbabuena picada. Añadimos unos copos de chile. Ponemos la misma cantidad de aceite de oliva que de líquidos. Sumergimos nuestros quesos. Deben quedar completamente cubiertos. Los dejaremos marinando durante 12- 15 horas en el frigorífico. Cuando hayan transcurrido 7-8 horas cogeremos cada uno de los quesos y les daremos la vuelta para que se marinen de manera homogénea. Aunque estén cubiertos, el aceite se quedará en la superficie y por ello es recomendable darles la vuelta una vez transcurrido la mitad de tiempo del marinado.

Montaje del plato

Ponemos en la base una cantidad generosa de rúcula. La aliñamos con la marinada del queso. Ponemos nuestro queso marinado. La superficie estará húmeda por lo que aprovechamos para pegarle unas hierbas aromáticas en todo alrededor.

Cortamos el salmón muy finamente y lo enrollamos sobre sí mismo. El resultado es muy parecido a una rosa. Lo colocamos sobre el queso fresco. Terminamos nuestro plato con un toque de aceite de oliva virgen extra, unos germinados y unas alcaparras picaditas. Para darle un poco de color yo le he puesto unos pétalos de flores secas pero este detalle es totalmente opcional.

Como habéis podido observar, todo se puede tener hecho de antemano. Simplemente el montaje es recomendable hacerlo al momento. Es una receta sencilla, preciosa y llena de sa sabores maravillosos. ¿Te animas a hacerla?

¡Que aproveche gamberros!

Queso fresco marinado acompañado de rosa de salmón curado con brotes y hierbas aromáticas.

Salt&Pepper

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *